20050506

LLAMADASPERDIDAS

Acabo de despertar hace 1 hora y tengo el Messenger abierto. Tome leche y coca-cola. El microondas quedo atrás. Adios al pan con queso. También al metro, las cuentas, el telefono, cierta colección de DVD`s y un porcentaje importante de libros y revistas que me divierten en el baño. Ya no estoy en mi casa. Ahora estoy escribiendo. Tome apuntes en la micro. Pensé en relatar historias falsas acerca del desierto, de los universitarios, la paz mundial y mis arrepentimientos, solo para parecer inteligente y triste. Pero no es así, ni tampoco es verdad. Quizás esa era la solución. Ahora me arrepiento. No se como llegue a Plaza Italia. Estoy rodeado de micros. Hay veces en que pienso que sufro insomnio. Y compre otro néctar. Y tome un taxi. Seguiré gastando en tonteras como esa. Nunca sabré tener dinero. Siempre estoy en un ritual para subir de peso. Odio el aspartanamo. Dios sabe que comería comiera sano si tuviera una manzana cerca. Pero ya nadie vende fruta, ni tampoco diarios. No tengo carga en el celular. 3 mensajes en el buzon de voz. Y una inquieta llamada perdida. Una maldita llamada perdida. Síndrome de los nuevos tiempos.

Hasta hace unos años renegaba de dos cosas: los preuniversitarios (me parece hasta el dia de hoy sospechoso que el ministerio de educación no se pronuncie respecto a tener que estar obligado a comprar puntos para entrar a una carrera como la gente) y los celulares. Amaba no ser ubicado. Ser un rumor permanente. No tener que saber que papá estaba enojado culpa de mi grosero horario. Pero desde hace un buen tiempo comenze a poseer uno. Y mi agenda se lleno de gente. Era bastante feo. Tenia una carcasa horripilante. Realmente deprimia. Parecia de jueguete (era de esas marcas coreanas de dudosa procedencia) y a mordiscos ansiosos le habia roto la antena. Un dia lo perdi. Y me di cuenta que lo amaba. Que ese artefacto era mi vida. Mi satelite con el mundo. Mi salida tras las rejas. Fiel compañero de trabajo mientras estaba en el colegio. Fue horrible. Alguien lo tomo. Me comunique con la compañía, y como era prepago, alguien se lo quedo. Y nunca mas pude tener al fiel 08-6089563 a mi lado. Una vez, en El Mercurio, tome coraje y marque el numero. Le comente al tipo la lamentable historia de esa medianoche de fiesta en la casa de un amigo. Había tomado la 430. Y se me resbalo del bolsillo. Tras el teléfono no contestaron. Yo sabia que mi teléfono estaba secuestrado.

Asi me compre uno nuevo (el mismo modelo de Entel que tienen todos y me hace quedar como un ladron de celulares cada vez que culpa de mi pelotudez veo en la mesa uno igual al mio y me lo guardo). Antes me desesperaba tenerlo cargado. Pero ahora como nadie lo tiene no me mata tener que responder. Pero ahí tengo una llamada perdida. Algo que no entiendo. Si nadie sabe mi numero ¿se habrán equivocado? ¿hay un superhéroe movil tratando de ayudarme? O ¿solo es un gracioso que marco borracho el numero de una ex novia depresiva y termino tratando de hablar conmigo?. No se por que me inquieto tanto. No se por que estoy escribiendo todo esto. Pero si ud. Tiene conciencia y un poco de tiempo libre, marque el viejo numero que aparece en esta columna. Dejele cientos de llamadas perdidas y el miedo constante de que una de estas tardes el FBI aparezca y se lleve a su dueño para siempre junto a un violento equipo swat y me devuelvan ese fono. Como si marcaran rapido y apagaran el telefono, transformando el arte de pinchar en un arma para hacer justicia por nuestras propias manos.

16 comentarios:

  1. El celular entro a nosotros como lo hace el sistema con las personas que reniegan de el. Nos termino por converser y más aún ser parte de nuestro cuerpo. Un objero tan necesario que sin el nos incomunicamos. A mi me paso algo peor. Desde que mi celu dice AMISTAR se booro toda la agenda y se desconfiguro. Cuando pedi explicaciones a la fucking nueva compañía me dijeron que era falla en T1 lógica y bla bla y me salía $17.000 si es que se arreglaba. Moraleja, prefiera otra compañía.

    ResponderEliminar
  2. jajaja al principio el solo hecho q sonara la musica de msje recibido o de q alguien llamaba me ponia contento, me sentia importante, ahora cuando suena me molesta y suelo dejarlo en silencio toda la semana.
    todabia existe en comentario teen?
    el año pasado veia el interruptor este no asi q nada se.
    vi rec la primera intervencion fue excelnte la 2da no la pudo superar

    ResponderEliminar
  3. los celulares te amarran, ahora no tengo y lo extraño. pero en cierta forma es una independencia
    saludos

    ResponderEliminar
  4. copano, cumplo con informarte que la FECH llamó a paro
    por el asunto de la ley de financiamiento
    estate atento q estas semanas se vienen muy duras para los universitarios
    te cuento mas detalles en cristobalcartes@gmail.com

    ResponderEliminar
  5. Yo tengo su celu sr copano, resulta que soy una espía y adicta a su imagen, y querñia idolatrar algo de su pertenencia.

    Pero como es un despistado, notuve que hacer más que esperar a que se le cayera.

    wajajajaja, ojalá pudiera ser tan psicópata pa mis cosas y quue lo anterior sea verdad.

    Eso de llamar al ex teléfono, me recordó a un corto que vi una vez... "Hijo de p*t4" o algo así.

    ResponderEliminar
  6. Jejee... La columna de la ultima punto net.
    Soy fanatica del celular... he perdido varias amistades por lo mismo. Soy una fan del aparatito, sobre todo de los mensajes. Ahora, por un asunto de plata, se me ha quitado un poquito.
    Saludos y cuidese.

    ResponderEliminar
  7. Mi celular no es mas que mi despertador...y la cadena que me une a mi papa en los carretes...es mono y vibra...pero en el fondo...lo odio ¬¬

    ResponderEliminar
  8. 100 contactos en esos celus que ya nadie usa.
    100 contactos que tarde o temprano llaman.
    100 en los que mi gato figuraría gustoso si así pudiese pedirme alimento.
    100 en los que está la gente que más amo... y uno que otro perdido que a ratos odio....

    ResponderEliminar
  9. He perdido cuatro celulares ¡¡¡cuatro!!! La semana pasada me compre el quinto y espero que este dure un poco más que los anteriores.

    ResponderEliminar
  10. Mmm...tengo celular "el ladrillo"
    aunq no lo utilizo mucho,francamente nunca ,tengo pocos numeros y no me llama nadi ,auqn siempre o tengo descargado...no me gusta ser ubicable pero buehhhhh.

    SALUDOS! BESOS!

    ResponderEliminar
  11. Anónimo11:54 p.m.

    ...Al perder mi conexión con la machine...senti el alivio del cortocircuito...ahora ya he vuelto a lo de antes...y se que no se puede escapar...Malena

    ResponderEliminar
  12. copano, copano: porke tan pendejo y tan sabio...

    Maldito celular, se a apoderado de mi vida y no se ke hacer..si tengo mensajes nuevos es imposible ke duren menos de 5 segundos sin leerlos..y para ke decir de las llamadas perdidas...

    porke maldita sea cada vez ke tengo una de esas patologias celulitikas.. tengo una histeria-colectiva, nu se, me pongo a pensar en kien es el o la ociosa ke kiere ponerme como un paranoiko ke solo ve numeros de telefonos...

    pero bueno, ahora lo controlo mejor, creo, aunke kada vez ke tengo una llamada perdida y me ocurre esa patologia,tengo a mi hno ke me grita en la kara ke soy un PARANOICO.. Y se me kita, como le ocurre al chavo con la garrotera.. jajajaj

    GRANDE COPANO, ERES UN MALDITO PENDEJO GENIO... TE ESCUCHO DONDE VALLAS....

    ResponderEliminar
  13. Una apología al fracaso...

    Desamor

    La soledad ya no me asusta
    El odio sólo me lastima a mí
    Fría mañana de cantos consignados al fracaso
    Gotea entre las muecas de insomnio de aquél mendigo que al mundo renunció
    Arcoiris en tonos grises en esta temporada de cucarachas
    Ya no concibo ningún sueño que me dejé tranquilo a espaldas del vacío insondable
    Habrá que seguir amando el sinsabor de la derrota y odiando la dulce felicidad
    El color me lo robaron con el alma
    Aparecen, pero nunca permanecen
    En esta tierra del desamor

    ResponderEliminar
  14. (por si acaso) No soy gay, lo único que busco es plata pa irme a Aberdeen y trabajar en el Frankenstein Pub...tengo cientos de mierdas de poemas como los que mande...

    ResponderEliminar
  15. Great blog, keep up the good work. Glad to see sites like this.

    Here is another good site I said I would pass along.
    Free Dish Network
    Thanks

    ResponderEliminar
  16. Anónimo5:10 p.m.

    Thank you for writing a great blog about veema. I have been working with a business that is trying to help people who sell veema so you can be a walking billboard!!

    ResponderEliminar